Facebook Twitter Google +1     Admin

HERMES Y DIONISIOS NIÑO. PRAXÍTELES

Análisis:

Tema: Es una representación del dios Hermes sosteniendo entre sus brazos a su medio hermano Dionisos, al que ofrece un racimo de uvas, que el niño trata de agarrar con sus pequeñas manos.

 Se trata por tanto de un tema mitológico, recogiendo el momento en que Hermes lleva al niño junto a las ninfas de Nisa por orden de Zeus, para protegerlo de la ira de su esposa Hera. A pesar de ser una representación de dioses han perdido ese sentido debido a que se muestran humanizados, como un hermano que entretiene a un hermano pequeño. Como la gran mayoría de las obras griegas tiene una función religiosa.

Tipología: Escultura de dos personas de bulto redondo.

Material: La obra está trabajada en mármol, mostrando una gran calidad técnica.

Composición: esta se concibe mediante una serie de líneas ascendentes, con el fin de que la atención se concentre en el rostro del joven, que aparece metido en sus pensamientos.

La figura principal presenta un contraposto o esquema en S. El brazo derecho está en tensión con el hombro algo desplazado mientras que el izquierdo se apoya en un soporte, la pierna izquierda libre de peso, toca el suelo con la punta del pie, la derecha sujeta el cuerpo, resaltando así la línea de la cadera, la llamada "curva praxiteliana". La ligera inclinación de la cabeza viene a completar el esquema.

Modelado: En esta escultura la luz es un elemento importante, ya que resbala con suavidad sobre las superficies y crea modulaciones y matices sutiles, también se aprecia el claroscuro sobre el cabello y el manto. La policromía es en la actualidad inexistente, pero si existiría originalmente, con los cabellos dorados.

Figura: La forma de expresión es  naturalista, hay un gran interés por la belleza formal, especialmente en la figura principal, su anatomía es proporcionada, armónica, perfecta y sensual. Hermes tiene un cierto espíritu femenino (andrógino) además de una musculatura menos marcada.

La expresión de su rostro es distanciada e inaccesible. No hay ninguna relación afectiva entre Hermes y el niño, tan sólo una lejana melancolía

Imágenes tomadas de wikipedia

COMENTARIO

Esta obra pertenece a la época manierista más concretamente al año 343 a. C.

En plena época manierista o postclásica de la antigua Grecia se sitúan unas series de guerras como las médicas o las guerras civiles del Peloponeso que influirán en la forma de ver el arte, querrán romper con todo lo establecido e imponer un nuevo estilo mucho menos clásico.

Podemos averiguar que pertenece a esta época por elementos que la representan como desarrollar una expresividad en la cara con sentimiento de melancolía, muy diferente que el que aparece después de muchos años utilizando el hieratismo (comparado con el Doríforo). También gana en movimiento, ya que Praxíteles consigue mover la cadera con la curva praxiteliana y hacer que la figura tenga más soltura. El pelo, por el contrario a la fase clásica, tiene  mayor volumen y una forma menos  geometrizada. También se pueden distinguir las ropas dónde se aprecian los pliegues hechos con perfección para dar una sensación de realidad. El tema es anecdótico muy típico de la época, se valora lo individual y subjetivo ya que estamos comenzando una nueva etapa. El canon será más estilizado lo que dará lugar a unas figuras andróginas que después podremos ver en épocas como el Renacimiento.

Doríforo

Se cree que esta escultura fue realizada para proclamar la paz entre dos pueblos, Elis y Arcadia cuyos patrones eran estos dioses.

Sus comitentes serían las polis, ya que en ese momento eran las que ponían el dinero para realizar esculturas y otros tipos de arte. La obra se encargaría con la misma finalidad que la mayoría de su época, para demostrar el poder de la polis y en esta época más, ya que los temas eran anecdóticos y se buscaba hacer esculturas por cualquier motivo. El artista se guía por las tendencias de su época y se fija en anteriores obras e intenta innovar y romper con lo establecido (clasicismo).

El autor, en este caso Praxíteles, querrá huir de la realidad propia de la época y de los conflictos que se presentaban a un lugar dónde pueda expresarse con toda libertad, utiliza elementos para romper con el clasicismo , como la curva praxiteliana que dará movimiento a la figura y un mayor contraste de claroscuros que resbalaran a lo largo de la figura; se puede comparar con el Doríforo y ver cómo ha ido adquiriendo estas características. Transmitirá una sensación de movimientos fluidos y un acabado pulido.

Apolo sauróctono. Praxíteles

Las influencias que toma Praxiteles serán las obras clásicas y en especial del escultor Fidias y Polícleto a los  que debe parte de su obra. A su vez se inspirarán en él los autores del Renacimiento como Donatello o Botticelli que aprovecharan la curva praxiteliana y las formas andróginas

David de Donatello

 

 

Análisis: Remus Munteanu

Comentario. Nerea Viejo

2º Bachillerato. IES Los Olivos en Mejorada del Campo

 

TODAS LAS OBRA DE PRAXÍTELES EN NUESTROS BLOGS

04/07/2016 13:06. sdelbiombo #. Arte griego

Comentarios > Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris