Facebook Twitter Google +1     Admin

REMBRANDT (V) EL PODER DEL GESTO

Por favor, fijaros en este cuadro

 

Betsabé

Tomado de

 http://www.elpais.com/fotogaleria/Prado/salda/deuda/Rembrandt/5800-2

 

Se trata de Betsabé, esposa de Urías, un soldado judío. Está desnuda pero una vieja sirviente la está calzando mientras en la mano sostiene un papel y tiene en el rostro un gesto de lejana tristeza. ¿Qué le ocurre?

El rey David se ha fijado en ella mientras se bañaba  y la ha mandado llamar con fines poco honestos. Esto es lo que pone el papel. La orden de acudir a la llamada de su rey, aunque eso signifique deshonrar a su marido.

Pero Rembrandt va más allá. En el rostro de Betsabé quiere contar la historia entera, cuando ella se quede embarazada, su marido Urías niegue la paternidad y el rey David le sitúe en primera línea de combate en el sitio de Rabbá Amon, en donde morirá. La tristeza de Betsabé es el triste presagio de estos males y de la posterior maldición divina que le hará abortar este primer hijo, aunque más tarde será madre, esta vez de Salomón.

 

Rembrandt ha utilizado todos sus recursos  para embaucarnos, aunque en el siglo XVII no hacía falta contar toda la historia, pues todo el mundo la conocía de sus numerosas lecturas de la Biblia. Ha jugado con el destino terrible que se refleja en la cara de Betsabé a la vez que nos muestra toda la sensualidad del desnudo (lo que en realidad siente David) potenciado por el suntuoso dorado del fondo, hecho con una pincelada sumamente suelta.

 

Pongo este ejemplo para explicar la capacidad que tenía el pintor holandés para mostrar los sentimientos, lo que habitualmente llamamos retrato psicológico (al que fue tan aficionado Goya, por cierto)

Esta facilidad para sugerir los sentimientos Rembrandt la utilizará tanto en la pintura de historia (ya fueran mitológicas o religiosas, el género mejor considerado en su época) como en los retratos.

Entre los primeros la exposición del Prado tiene varios ejemplos, como esta obra de juventud de Judas devolviendo las monedas

 

 

Las 30 monedas

Tomada de http://www.rembrandtpainting.net/rmbrndt_1636-1654/flight_into_egypt.htm

 

Fijaros en la imagen de Judas arrodillado, retorcido, presa del arrepentimiento, y también en la figura a contraluz a la izquierda, un recurso de Caravaggio que Rembrandt reutilizó para crear un mayor espacio a toda la escena que se continúa en la lado derecho con unas tenebrosas escaleras.

 

En cuanto los retratos, sobre todo los de grupo o doelen (corporaciones, gremios, tan típicos del mundo burgués holandés) no se encuentran representados en la exposición.

Una de sus obras más conocidas en este género es la lección de Anatomía. Aunque quizás alguno de los personajes superiores sean adiciones posteriores, si os fijáis en la actitud de los distintos asistentes a la disección del doctor Tulp, veréis las distintas formas de atención, sorpresa, indiferencia, aburrimiento… como si Rembrandt hubiera estado toda su vida dando clase y observando a los alumnos.

 

Lección de anatomía 1632

 

Vicente Camarasa

 

16/12/2008 19:27. sdelbiombo #. Rembrandt

Comentarios > Ir a formulario

sdelbiombo

gravatar.comIsabel Virgos

Siempre me ha gustado el cuadro de la leccion de anatomia, porque es como un reflejo de las pocas caretas que se pueden tener, porque es verdad seremos miles de millones de personas pero caretas hay mas bien pocas, esta la del morboso, la del empanado que no se entera de nada, la del que mira para otro lado, la del verdadero entendido... en fin que la verdadera leccion de anatomia es saber que careta llevamos puesta

Fecha: 01/11/2009 11:09.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris